Del folklore médico aragonés

(Informa Biblioteca Biomédica -Facultad de Medicina. BUZ)

En  estas fechas en las que los libros y las letras asaltan calles, ferias o casetas,  la Biblioteca/Hemeroteca  de la Facultad de Medicina tendrá expuesta en sus tablones esta recopilación de expresiones con las que las gentes de los pueblos aragoneses se dirigían a los médicos de no hace tanto tiempo.

Del folklore médico aragonés

La hemos encontrado en La Opinión Médica de 1941, un suplemento en formato de periódico de la reconocida revista zaragozana Clínica y Laboratorio que estamos digitalizando.

Rastrillo de libros y día de bookcrossing en bibliotecas de la Universidad de Zaragoza

Rastrillo de libros para celebrar San Isidoro en la Facultad de Filosofía y Letras

Rastrillo de libros para celebrar San Isidoro en la Facultad de Filosofía y Letras

Ya desde hace varios años la Biblioteca de Humanidades María Moliner prepara un rastrillo de libros en los pasillos de la Facultad de Filosofía y Letras que se incluye dentro de los actos de celebración de su patrono, San Isidoro. Ejemplares duplicados o dados de baja se ofrecen a todos aquellos que se acerquen por la facultad del 18 al 20 de abril.

Rastrillo de libros para celebrar San Isidoro en la Facultad de Filosofía y Letras

Libros libres en BOOKCROSSING Hypatia: liberación de libros en el Edificio Betancourt #EINA

En la Biblioteca Hypatia de Alejandría, se aloja una Zona Oficial de Cruce de Bookcrossing: Suelta de libros para que vuelen a otros destinos y a otros lectores. La próxima edición tendrá lugar el día 20 de Abril de 2017, a partir de las 9,30 de la mañana y hasta las 19,30 horas.

Si deseáis conocer este movimiento y de paso, llevaros algún libro, venid a visitarnos en la planta calle del Edificio Betancourt, EINA, Campus Río Ebro de la Universidad de Zaragoza.

Libros libres en BOOKCROSSING Hypatia: liberación de libros en el Edificio Betancourt #EINA

Más detalles en su blog Q-Hypatia

Informe sobre las bibliotecas universitarias y las redes sociales

las bibliotecas universitarias y las redes sociales

Recientemente se ha publicado una segunda edición del informe que, elaborado por María del Carmen Martín Marichal, directora de la Biblioteca Universitaria de las Palmas de Gran Canaria, analiza la relación, el uso y el impacto de las redes sociales entre las universidades bibliotecas universitarias españolas.

Al igual que en la primera versión aparecida en 2013, se estudian las 76 universidades españolas asociadas a la CRUE, 50 públicas y 26 privadas, sus correspondientes bibliotecas y el CSIC. Los datos utilizados para el documento se obtuvieron entre el 4 y el 13 de marzo de 2017, a partir de los enlaces que cada una de los centros de educación superior presentan en sus distintos espacios web.

Entre sus conclusiones, manifiesta algunos cambios notorios con respecto al análisis primigenio:

  • Twitter y Facebook se consolidan como las redes más utilizadas, tanto por las universidades como por sus respectivas bibliotecas.
  • El uso de YouTube, como red de difusión de vídeos, se extiende casi a la totalidad de universidades y al 47% de las bibliotecas.
  • Tuenti desaparece e irrumpe con fuerza, en este panorama, Instagram, que se coloca entre las cinco redes en la que más presencia tienen las universidades y sus respectivas bibliotecas.
  • Dejan de utilizarse redes poco extendidas entre estas instituciones recogidas en el informe de 2013 (Menéame, Glip, Pbworks, SecondLife), y se incorporan otras como Periscope.
  • WhatsApp se extiende, de momento, sólo entre las bibliotecas universitarias.

 

La Universidad de Zaragoza ha mejorado sustancialmente la repercusión de sus actividades en las redes sociales desde el año 2013, como muestra el cuadro que acompaña.

 

 

 

 

Por su parte, Nuestra biblioteca, gracias a vuestra fidelidad y apoyo, incrementa su difusión entre los potenciales usuarios tanto en twitter (pasando de 2.845 a 5.195 seguidores), como en Facebook (de 1.424 a 3.296), e irrumpe con fuerza en Flickr situándose en el tercer lugar

La presencia de la BUZ se articula a través de las siguientes herramientas de la web social

Se trata por tanto de una notable e interesante aportación científica que refleja el creciente interés por aumentar la visibilidad de las universidades y sus bibliotecas a través de las múltiples posibilidades que ofrecen las herramientas de la web social.

Exposición “Libros y Procedencias: historia de una colección”, en el Paraninfo de la Universidad de Zaragoza

Exposición "Libros y Procedencias: historia de una colección", en el Paraninfo de la Universidad de Zaragoza

La exposición Libros y Procedencias: historia de una colección, organizada dentro del marco de iniciativas que conmemoran el 475 aniversario de la Universidad de Zaragoza, muestra el proceso de formación del fondo histórico de la Biblioteca Universitaria, un fondo que hoy en día constituye una de las señas de identidad de la institución.

Las obras seleccionadas, de épocas y materias diversas, corresponden a donaciones, legados o adquisiciones que han sido hitos en el desarrollo histórico de la Biblioteca; estas procedencias, organizadas en una aproximación cronológica, según la época en que se incorporaron a la colección, actúan como hilo conductor de toda la muestra.

Recorriendo la muestra se podrá observar documentación da cuenta de la historia de la Universidad, como el Libros de Gestis expuesto, el archivo del campus durante dos años, que contienen el primer plan de la Biblioteca y otras curiosidades como las instrucciones de cómo consultar los libros prohibidos.

Recorriendo la muestra se podrá observar documentación da cuenta de la historia de la Universidad, como el Libros de Gestis expuesto, el archivo del campus durante dos años, que contienen el primer plan de la Biblioteca y otras curiosidades como las instrucciones de cómo consultar los libros prohibidos.

Una gran parte de las obras tiene su origen en las  bibliotecas de los colegios de jesuitas, recibidas tras la expulsión de la Compañía en 1767 y en los fondos que pertenecieron a los monasterios desamortizados.

Donación de Rosa Berné a la Biblioteca de la Universidad de Zaragoza

Pero la biblioteca recibió también numerosos fondos de benefactores que legaron su biblioteca, en todo o en parte, para asegurar su conservación y, a su vez, aportar unas obras acordes con las disciplinas que se impartían en la Universidad. Se encuentran en el cuadro  de honor de los principales benefactores los nombres del catedrático Vicente Lissa, de Rosa Berné, del obispo de Palencia Juan Francisco Martínez y del canónigo Juan Sánchez Muñoz.

También ocupa un lugar destacado Los caprichos de Goya, de los que se sabe que es una de las primeras ediciones porque aún no posee los defectos de plancha que sí quedaron reflejados en las siguientes.

También ocupa un lugar destacado Los caprichos de Goya, de los que se sabe que es una de las primeras ediciones porque aún no posee los defectos de plancha que sí quedaron reflejados en las siguientes.

Aunque la lista de benefactores es larga, las limitaciones de la muestra solo nos han permitido dar cabida a las donaciones particulares más relevantes o a las mejor documentadas. La exposición pretende, a su vez, reconocer públicamente a todas estas personas que donaron obras de gran valor a la Universidad y contribuyeron con su generosidad a dotar de singular valor el fondo histórico de la Biblioteca.

Donaciones a la Biblioteca de la Universidad de Zaragoza

Los legados institucionales tuvieron un protagonismo destacado en la formación del fondo histórico durante los años finales del siglo XIX y principios del XX. Mencionaremos por su relevancia el fondo procedente de la biblioteca de Osuna  ̶ tras ser adquirida en 1884 por el Ministerio de Fomento y distribuida entre diversas Legado Duques de Osunainstituciones españolas ̶  y el fondo pinatense, adquirido por la Facultad de Derecho en 1907.

Dentro del mismo apartado, podemos incluir finalmente las publicaciones recibidas en la primera mitad del siglo XX por Depósito Legal y otras procedencias de carácter institucional, que por su interés histórico y local han adquirido con el tiempo valor patrimonial.

El primer libro en el que apareció la palabra Atlas del cartógrafo Gerard Mercator, donado por Rosa Berné, ocupa un lugar destacado http://prensa.unizar.es/notasprensa/anexos/0_IMG_3451.JPG así como el mueble de madera para fichas manuscritas, que ha sido restaurado para la ocasión.

El primer libro en el que apareció la palabra Atlas del cartógrafo Gerard Mercator, donado por Rosa Berné, ocupa un lugar destacado http://prensa.unizar.es/notasprensa/anexos/0_IMG_3451.JPG así como el mueble de madera para fichas manuscritas, que ha sido restaurado para la ocasión.

En este recorrido, que abarca más de doscientos años, se pueden apreciar obras tan notables como el Salustio de Ibarra, regalo del Infante Don Gabriel de Borbón, la edición incunable de Las Siete Partidas de Alfonso X, recibida de la biblioteca de Osuna, la primera edición de los Caprichos de Goya, donación de Gregorio García-Arista, o el Antifonario mozárabe, el manuscrito más destacado de la colección pinatense y una pieza señera de la Biblioteca.Antifonario mozárabeAntifonario mozárabeLa exposición se ha basado en los principales trabajos históricos publicados sobre la biblioteca y en la información de antiguos posesores aportada por el propio catálogo, a la que se suman otras noticias de fuentes diversas. La labor continuada en trabajos sobre procedencias, y especialmente la creación de una base de datos de procedencias, permitirán profundizar en el estudio del fondo patrimonial, difundirlo con un nuevo enfoque y contribuir con ello al conocimiento histórico de la Universidad cesaraugustana.

INFORMACIÓN DE LA EXPOSICIÓN:

BIBLIOTECA DE LA UNIVERSIDAD DE ZARAGOZA
Biblioteca General – Edificio Paraninfo
Plaza Paraíso, 4 – 50005 Zaragoza

7 DE ABRIL A 30 DE JUNIO DE 2017 – Entrada libre
Horario de lunes a sábado:
Mañanas de 11 a 14 y tardes de 17 a 21

Biblioideas. Lou Reed se queda en Nueva York

Lou Reed y Laurie AndersonAseguraba Ian Dury que, cuando compuso Sex and drugs and rock and roll sólo pretendía “sugerir que la vida era más que esas tres cosas, sexo, drogas y rock and roll, o que estar todo el día tirando de una palanca en una fábrica”. Pero ya decía Lennon que la vida es lo que nos pasa mientras hacemos planes sobre ella, así que, a pesar de sus intenciones, esa frase se convirtió en himno. Se grabó en 1977 y la BBC se negó a emitirla porque un tema con ese título sólo podía fomentar “la mala vida”. Hoy esa expresión forma parte de la lengua inglesa.

Para entonces, The Velvet Underground ya se había disuelto, el punk se extendía por Londres y Nueva York y Lou Reed había sacado media docena de discos que se encargaban de darle una vuelta de tuerca a aquel “inocente” lema de Ian Dury hablando de prostitución, transexualidad, heroína o enfermedad mental, temas nada habituales hasta entonces en las letras del rock. Con trastorno bipolar, sexualidades diversas, sustancias peligrosas, una guitarra y su talento emprendió por un tiempo su camino por el lado salvaje, mostrándonos que a menudo la vida es triste y hermosa, pero nunca fácil. Afortunadamente sobrevivió, llegó a hacerse un señor mayor y acabó con él un trasplante de hígado.

Hace unos días supimos que Laurie Anderson, su viuda, que ya apareció en una biblioidea de 2015, había llegado a un acuerdo con la Biblioteca Pública de Nueva York por el que ésta adquiría los papeles y grabaciones de Lou Reed a cambio de hacerlos totalmente accesibles al público. Lo anunciaban el 2 de marzo, día en que este amante de la ciudad de Nueva York habría cumplido 75 años. Ella ha estado recopilando y sistematizando ese archivo desde su muerte en octubre de 2013.

“Se necesita mucho tiempo para contemplar una vida y ahora que la primera etapa de la creación de estos archivos está acabada, podemos dar un paso atrás y apreciar algunos patrones deslumbrantes que Lou hizo durante su larga e intensa carrera como artista”

Pasaporte de Lou Reed

Laurie Anderson pretende que se digitalicen los contenidos y poder ofrecerlos en línea, aunque eso llevará su tiempo: son unos cien metros lineales de documentación, seiscientas horas de grabaciones de audio en todos los soportes posibles, más de mil vídeos, correspondencia con toda clase de gente (desde Jimmy Page a Vaclav Havel), objetos, contratos, etc. Todo ello sin contar con los diversos problemas de copyright que habrá que resolver.

No os dejéis subyugar por el Lou Reed de la leyenda: conservaba escrupulosamente sus papeles (contratos, liquidaciones de royalties, recibos diversos…) y estaba al día en sus deberes tributarios. No se han revelado los detalles de la venta pero ¿alguien puede imaginar cuánto dinero habría podido obtener Laurie Anderson si hubiera optado por vender o subastar objeto por objeto el legado de Lou Reed?

En un país como el nuestro puede parecer chocante, pero en Estados Unidos no supone ninguna novedad que universidades y otras instituciones intenten hacerse con los archivos de las estrellas del rock. La Universidad de Cornell lo hizo en 2015 con The Velvet Underground, la de Tulsa, en Oklahoma, con Bob Dylan o la de Monmouth, en New Jersey, con Bruce Springsteen.

BPNYPA

Y también en Europa: hace unos días hemos visto que la Universidad de Friburgo, en Alemania, recibía una donación con, posiblemente, la mayor colección existente de parafernalia de los Rolling Stones, reunida a lo largo de cincuenta años por un seguidor incondicional de sus satánicas majestades, Reinhold Karpp, fallecido en 2012.

Estos días un banco te ofrece sus servicios en un anuncio con el Cry baby de Janis Joplin como sintonía de fondo. Poco importa lo que dice la canción y menos la memoria de Janis Joplin. La realidad se sustituye por sus fetiches y lo que ayer resultaba insoportable hoy se compra en un todoacién. Bien pensado, siempre será mejor que nuestros objetos culturales estén al alcance de todos en instituciones públicas.

Si alguien quiere saber más de la vida y el legado de Lou Reed, acaba de aparecer Catálogo irracional, de Ignacio Julià.

BiblioideasBiblioideas es una sección mensual de nuestro compañero Chema Pérez en Tirabuzón, en la que se incluyen una serie de artículos dedicados a analizar fórmulas imaginativas y modelos de desarrollo en torno al mundo de la cultura y los libros.

DIGCOMP: Hacia un nuevo marco de formación en Competencias Digitales

DIGCOMP: Hacia un nuevo marco de formación en Competencias Digitales - Sesión informativa en la Biblioteca María Moliner 20-03-2017

DIGCOMP: Hacia un nuevo marco de formación en Competencias Digitales. Sesión informativa en la Biblioteca María Moliner (Universidad de Zaragoza)

El pasado 20 de marzo de 2017 tuvo lugar en el salón de actos de la Biblioteca de Humanidades María Moliner (Universidad de Zaragoza) la sesión informativa “DIGCOMP: Hacia un nuevo marco de formación en Competencias Digitales”.

En el campo de la formación en Competencias Informacionales se están produciendo cambios importantes. Uno de los que afecta directamente a la formación universitaria es la adopción de un nuevo marco a escala europea, el DIGCOMP (Digital Competencies), que reemplaza a las CI2 que adoptó la CRUE en su día y que está implantada desde hace ya unos años en la Universidad de Zaragoza.

El año 2009 supuso un punto de inflexión en la formación de usuarios en las bibliotecas universitarias españolas, a partir de la publicación del documento-marco Competencias informáticas e informacionales en los estudios de grado -base del desarrollo del Plan de Formación CI (Competencias Informacionales) de nuestra biblioteca, al que nos sumamos en 2010 de la mano del proyecto UniCI2.

2017 abre ahora la puerta a una nueva etapa, a partir de la publicación y difusión del resultado del Grupo de Trabajo Competencia Digital de REBIUN, que supone el punto de partida para que las BU adapten los actuales modelos basados en el decálogo CI2 al nuevo marco.

La Biblioteca de la Universidad de Zaragoza participa activamente en la formación en competencias informacionales e informáticas con la programación de cursos para todos los alumnos de primero de grado, dentro de la plataforma del anillo digital docente de la Universidad.

Ahora nos encontramos ante este nuevo reto que se propone a nivel europeo conocido con las siglas DIGCOMP.  La BUZ está a punto de poner en marcha su tercer Plan Estratégico, 2017-2020, que bajo el lema “Una biblioteca cercana y a medida”, contará entre sus objetivos estratégicos, dentro de la línea dedicada a la Docencia y el Aprendizaje, con el siguiente:

2.6. Avanzar en el Plan  de formación CI hacia un modelo integral, progresivo y adaptado a las necesidades de los distintos grupos de interés.
    
2.6.1. Adaptar el Plan de Formación  al nuevo  marco europeo  DigComp (Digital Competencies)

En vista de la importancia del tema, la Biblioteca preparó una sesión informativa para todo el público potecialmente interesado (docentes en general, profesores y alumnos del Grado de Biblioteconomía y Documentación, coordinadores de grado, personal de la Biblioteca de la U.Z., etc.),

Se trata de la primera que se lleva a cabo en las universidades españolas tras la presentación de las conclusiones del Grupo de trabajo de REBIUN encargado de analizar el cambio propuesto por las DIGCOMP.

DIGCOMP: Hacia un nuevo marco de formación en Competencias Digitales

La sesión fue presentada por el Vicerrector de Tecnologías de la Información y de la Comunicación, Fernando Tricas García; y el Director de la Biblioteca de la Universidad de Zaragoza, Ramón Abad. La sesión fue grabada por el SEMETA (Laboratorio de Medios Audiovisuales de la Facultad de Filosofía y Letras), al que agradecemos su trabajo y el que podamos hacer públicas las intervenciones de las participantes.

La sesión se dividió en dos partes. En la primera de ellas, abierta a todo el público en general, Stephanie Carretero (Scientific Officer, European Commission Joint Research Centre, Sevilla), nos mostró el trabajo que se está haciendo en otras bibliotecas universitarias para ofrecer el mejor apoyo a la docencia en este ámbito.

Os dejamos aquí la interesante videoconferencia en su integridad, que llevó por título: “DigComp: Marco Europeo de Competencias Digitales para la ciudadanía”:

Posteriormente intervino Carme Cantos (Universitat Pompeu Fabra), que ha trabajado en el Grupo de REBIUN encargado de esta tarea, explicando cómo se está realizando esta adaptación.

Aquí tenéis el vídeo con su intervención titulada “Marco de competencia digital para estudiantes de grado: Adaptación de las DIGCOMP realizada por REBIUN”:

Tras una pausa, se inició la segunda parte de la sesión, en la que los compañeros que trabajan en competencias informacionales en la BUZ y que ya están, en mayor o menor medida, familiarizados con este nuevo marco, tuvieron ocasión de debatir con la ponente Carmen Cantos sobre forma de llevar a cabo este cambio en nuestra Universidad.

DIGCOMP: Hacia un nuevo marco de formación en Competencias Digitales - Carme Cantos y Ramón Abad

En este taller participaron 35 personas (32 personal bibliotecario formador y 2 estudiantes del Grado en Información y Documentación que están realizando prácticas en la BUZ).

La metodología consistió en formar 21 grupos, uno por cada competencia digital, de los que formaban parte 2/3 personas. A cada grupo se le entregó el siguiente material:

  • Descripción de la competencia con la que tenían que trabajar (Área / Competencia / Nivel / Conocimientos / Habilidades / Actitudes)
  • Tabla-resumen de los temas, objetivos de aprendizaje y contenidos de los cursos CI de la BUZ para el nivel básico y TFG
  • Ficha de trabajo para realizar una comparativa y detectar la presencia de cada competencia digital en nuestros cursos, en términos de: conocimientos, habilidades y aptitudes propuestos en el Marco más apropiados para el nivel básico y para el TFG; si los objetivos de aprendizaje de nuestros cursos recogen la mayoría de los conocimientos, habilidades y aptitudes propuestas; o si habría que añadir alguno relevante que no aparece.

El resultado de las prácticas desarrolladas en dicho taller será mostrado en breve en una nueva entrada en nuestro blog Tirabuzón.

 

Préstamo de libros en la biblioteca durante la semana santa

Biblioteca de la Facultad de Derecho (Universidad de Zaragoza)

Como en años anteriores se van a modificar los periodos de préstamo para el periodo de Semana Santa de 2017 de los ejemplares de préstamo a domicilio para los usuarios de la Biblioteca de la Universidad de Zaragoza.

Este año los periodos son los siguientes:

  • Desde el MARTES 28 DE MARZO hasta el 6 de abril:

LOS PRÉSTAMOS LARGOS ofrecerán como FECHA DE DEVOLUCION la del “martes 18 de abril” en todos los centros (EXCEPTO en el Centro Universitario de Lenguas Modernas, Biblioteca CAI Universidad y Biblioteca del Campus de Teruel, que será el 19 de abril)

  • Desde el MARTES 4 DE ABRIL hasta el 6 de abril:

Los PRÉSTAMOS CORTOS  ofrecerán como FECHA DE DEVOLUCIÓN la del “martes 18 de abril” en todos los centros  (EXCEPTO en el Centro Universitario de Lenguas Modernas, Biblioteca CAI Universidad y Biblioteca del Campus de Teruel, que será el 19 de abril)

El día 18 de abril se restablecerán los periodos habituales de préstamo.

Con estas modificaciones se evita que los alumnos y demás usuarios tengan que devolver los préstamos durante las vacaciones académicas (periodo no lectivo) o en los días en los que no está abierta la Universidad.

Recuerda que puedes renovar tus préstamos desde cualquier lugar en Internet mediante “Mi cuenta de Usuario” de nuestro catálogo en línea (ver vídeotutorial de ayuda) o contactando por teléfono o correo-e con tu biblioteca.

La Real Sociedad Económica de Amigos del País de la Ciudad de Santiago abre su archivo

RSEAAP SantiagoEl enorme caudal documental generado por la Real Sociedad Económica de Amigos del País de la Ciudad de Santiago a lo largo de su historia ha sido digitalizado y ofrecido en acceso libre para todos aquellos interesados en conocer la evolución de la economía gallega desde la Ilustración hasta el siglo XX.

La nueva plataforma web incorpora más de 160.000 documentos históricos, que abordan aspectos tan fundamentales como la emigración, la pesca, la agricultura o la importancia del ferrocarril en la vertebración del territorio y el desarrollo económico.

La iniciativa surge de la colaboración entre la Fundación Barrié de la Maza y la Real Sociedad Económica de Amigos del País de la Ciudad de Santiago, con el doble objetivo de conservar y difundir el patrimonio que representan los fondos documentales del archivo de esta entidad.

Archivo digital

La institución, creada en 1784, participó de forma activa tanto en la difusión de las nuevas corrientes científicas y técnicas para su aplicación en el territorio, muy en consonancia con los objetivos iniciales incardinados en el reformismo borbónico, como en la implementación de programas y actividades dirigidas a fomentar y consolidar iniciativas tanto culturales como estrictamente económicas.

Estatutos  Real Sociedad Económica de Amigos del País de la Ciudad de Santiago Así, el desarrollo del ferrocarril a mediados del siglo XIX, el impulso de una Caja de Ahorros y Monte de Piedad en Santiago, la contribución a una sucursal del Banco de España en Compostela, o la promoción de diversas escuelas constituyen algunos de los hitos en los que el organismo adquirió gran protagonismo.

Junto con este tipo de informes hallamos diversas publicaciones periódicas datadas en el siglo XIX, conjuntamente con los órganos de expresión de la propia institución, como Revista Económica o El Centenario

Una de las novedades más atractivas consiste en la posibilidad de realizar transcripciones de los manuscritos digitalizados mediante un procesador de texto. La página ofrece unas sencillas normas que se han de seguir en el proceso: mantener las grafías, las mayúsculas y minúsculas tal y como aparecen en el documento  y desarrollar las abreviaturas poniendo entre paréntesis las letras omitidas. Posteriormente, el producto final será validado por un administrador designado por el organismo.

 

 

 

Resultados de la encuesta de satisfacción de alumnos 2016

(Informa: Cristina Seguí, Coord. Calidad – BUZ)

RESULTADOS ENCUESTA SATISFACCIÓN DE ALUMNOS 2016

ENCUESTA SATISFACCIÓN DE ALUMNOS 2016Ya están  publicados en la página web de la biblioteca de la Universidad de Zaragoza (BUZ) el Informe Encuesta alumnos 2016 con los resultados de la encuesta de satisfacción realizada, durante el mes de mayo de 2016, a los alumnos.

Hemos conseguido una muy buena participación de los alumnos ya que hemos recogido 2.259 encuestas.

En la biblioteca estamos muy satisfechos con los resultados obtenidos ya que hemos mejorado la satisfacción en todas las preguntas respecto a ediciones anteriores.

En la  encuesta pedimos la opinión a los alumnos de la UZ sobre la importancia y satisfacción con la biblioteca, sus instalaciones, sus servicios, sus colecciones, sobre su  personal y, tras el análisis que hacemos de los resultados, vemos que LOS ALUMNOS NOS HAN DICHO QUE…:

LO QUE MÁS LES GUSTA DE LA BIBLIOTECA ES

  • El trato del personal de la biblioteca (es el aspecto mejor  valorado)
  • La biblioteca como espacio confortable para trabajar y estudiar
  • El papel que tiene la biblioteca en sus estudios

NECESITAN QUE LA BIBLIOTECA LES PROPORCIONE

  • Un ambiente más silencioso
  • Más enchufes para poder conectar sus equipos
  • Horarios más amplios
  • Plazos de préstamo más largos

Los buenos resultados de esta encuesta nos animan a seguir mejorando,  por lo que en la biblioteca nos hemos marcado nuevos retos para trabajar los aspectos que  los alumnos nos han señalado más importantes para ellos.

De este modo…

EN LA BIBLIOTECA NOS COMPROMETEMOS A

  • Favorecer un ambiente de silencio, apto para el estudio.
  • Ampliar, en la medida de lo posible, el número de  enchufes.
  • Informar puntualmente de la ampliación de horarios y  salas de estudio que la UZ pone a  disposición de los alumnos en épocas de exámenes.
  • Mejorar  los plazos de préstamo especialmente en los ejemplares de bibliografía recomendada.

Biblioreseñas : “Alta Fidelidad”, de Nick Hornby

Alta Fidelidad, de Nick Hornby. Editado por Anagrama

“Biblioreseñas : No leas mañana lo que puedes leer hoy”

(Por Laura Bordonaba Plou, Biblioteca de Humanidades María Moliner, U.Z.)

A veces las novelas que a priori no tratan del amor son las que precisamente gritan AMOR. Todos tenemos una banda sonora que acompaña y mece nuestra vida amorosa, nuestra vida de aciertos y miserias, soledades y comienzos. Porque la música, son sonidos y son palabras, y por ello, se convierte en discurso y en grito de nuestro transitar. Nick Hornby sabe muy bien lo que hace, el rock es vida, está vivo y, sin duda, ama.

El título de la novela ya nos da una pista de lo que vamos a encontrar aquí. Porque el título es metáfora de ese Rob, el protagonista, fiel a la música, a su estilo de vida, a unos recuerdos, e incluso, a un futuro. Homenaje a la música y a un tipo de personas, con las que me identifico, a las cuales la música, literalmente, salva la vida un día tras otro. Por eso me ha gustado tanto releer y ahora poder hablar de este libro de Hornby, sencillo, desnudo, como es el rock, en el que la música funciona a la perfección como un elemento principal de la narración, creando significados. A través de las connotaciones de los diferentes géneros musicales, los personajes se definen, se comunican y logran trasladar al lector-espectador gran parte de la información que no está presente en la estructura narrativa.

Nick Hornby (imagen: Wikipedia)

La novela de Hornby nos lleva a una reflexión obligada: la saludable alianza entre la literatura y el rock. En el momento en que Hornby escribe Alta Fidelidad (1995), el panorama musical era diverso; el rock había dejado de ser hegemónico hacía tiempo y se había vuelto alternativo, manteniendo su propia identidad y coexistiendo con el resto de géneros musicales.

Rob es un gran conocedor de música popular que regenta una tienda de discos en la que venden «un poco de todo lo bueno. Blues, country, soul clásico, new wave…» (p. 51); Rob encarna al fan del rock alternativo de los noventa, que ya no vive una oposición al pop y manifiesta un gusto ecléctico en cuanto a géneros musicales y períodos de la historia de la música, manteniendo una querencia patente por lo minoritario, lo “auténtico”. De esta manera, la novela se convierte en un documento de cómo se ha ido transformando la ideología del rock en los años ochenta y noventa desde la exclusión al eclecticismo.

Los gustos musicales (al igual que los literarios y cinematográficos) a menudo han sido considerados como parámetros útiles para definir la identidad de una persona; a través de estas preferencias el individuo se identifica con los discursos que articulan sus artistas favoritos y los asume como referentes de sus valores y su personalidad.

Alta Fidelidad utiliza el poder de la música y la ideología de los géneros musicales para definir los personajes o construir sistemas de valores compartidos por una comunidad. El uso de la música en este sentido va más allá de la función narrativa, ya que ésta consigue desatar en el lector-espectador una serie de identificación y afiliación que genera sentimientos de empatía y no empatía paralelos al desarrollo narrativo del texto. Así, la música de Alta fidelidad suena a lo largo del libro y se centra en la definición de personajes de forma individual Rob es treintañero, acaba de ser abandonado por su novia Laura, regenta una tienda de discos en Londres, tiene pocos amigos, y, en general, parece estancado, pero medianamente feliz. Alta fidelidad, película rodada en el año 2000 por Stephen Frears

El libro comienza con una lista que Rob nos ofrece sobre sus «cinco rupturas más memorables», en orden cronológico. A lo largo de la novela veremos que estas cinco rupturas, estarán presentes de alguna manera, en las reacciones de Rob, en sus supuestas inseguridades, en sus supuestas virtudes, en sus supuestos errores, y hasta en sus supuestas elecciones. Desde el primer rollete de parque, en plena adolescencia, a la novia buena que no se deja meter mano, la novia del amigo, la novia inalcanzable, la novia comodidad. Un gran acierto de Hornby el buscar personajes tan reales con los que el lector puede sin duda sentirse identificado.

Rob define a sus novias también a través de la música, de lo que escuchan, de los grupos que no conocen, o de las canciones que le inspira cada una al pensar en ellas. Así, describe a Penny como una chica “agradable” que escuchaba a James Taylor, Carole King, Cat Stevens o Elton John. Estas asociaciones música-personaje llevan implícitas juicios de valor, siempre en función de los gustos musicales del propio Rob. Y Rob también se define por los juicios musicales de los demás y sobre todo por sus propios enunciados, por las canciones de desamor que le definen, cuando habla del orden de su colección de discos, y los ordena de manera autobiográfica, construyendo la banda sonora de su vida, esa que todos tenemos (por eso es tan fácil conectar con Hornby, porque los lugares comunes son lugares amados). El orden autobiográfico de su colección de discos le otorga poder sobre ella, y como reflejo, sobre su vida («Tienes que ser yo para encontrarlos»).

El orden de sus discos es un intento de “escribir mi autobiografía sin tener que hacer cosas como coger un bolígrafo” Rob tiene una tienda de discos llamada ‘Championship Vinyl’. Música minoritaria (si el rock, el blues, etc. lo han sido alguna vez). Trabajan con él dos amigos, Dick y Barry, dos arquetipos de esa persona verdaderamente apasionada por la música, que la escucha y la colecciona casi de manera compulsiva, que hace listas constantemente de sus discos preferidos, de los más odiados, de riffs de guitarra, o de canciones compuestas por artistas ciegos, que cuando sale de trabajar va a conciertos, y que “domina” la escena musical.Alta fidelidad, película rodada en el año 2000 por Stephen Frears

Cuando Rob imagina los cinco empleos soñados de su vida también tienen que ver con la música. Rob, Barry, y Dick, conforman 3 arquetipos de treintañero distinto, el que siempre ha tenido novias, el que tiene ganas de tener una, y el que siente que teniendo música no la necesita. Tienen una relación simbiótica, que parece solamente tejida por esas constantes referencias musicales que tienen en común, pero que a lo largo del libro se revelan como algo más, puesto que tener los gustos musicales en común, si seguimos creyendo que dicen tanto de nosotros, ya es mucho más de lo que tienen algunas personas.

El libro se centra en todo lo que sucede a Rob tras el abandono de Laura. La sensación de liberación, que una vez más, se extrapola a la música (Rob piensa en que POR FIN va a poder ordenador su colección de discos como quiere, incluso, pintar un gran anagrama en la pared del comedor), la sensación de que todo el universo femenino vuelve a estar a su alcance, la sensación de fracaso y abandono, de echar de menos, de tener ganas de volver a un lugar seguro, y sobre todo, aceptar que quizás la monogamia, sin los fuegos artificiales del principio, que se revelan más artificiales que nunca, sea algo que merezca la pena conservar.

En ese sentido Championship Vinyl Records se erige en símbolo de una forma de vida adolescente, libre. Vemos como la madre de Rob le dice «¿Cuándo te vas a buscar un trabajo serio?», o como el mismo Rob, piensa que Laura ha cambiado desde que tiene un trabajo serio, que cuando lo conoció, siendo un pinchadiscos de un pub local, le gustó por eso mismo que ahora parece haberle estancado. Rob sigue trabajando en los suburbios, mientras Laura trabaja en el centro. «Los hombres deben trabajar en lugares en los que otra gente trabaja», dice en un momento dado Rob.

Porque Rob, el tierno y perdido Rob, comienza a plantearse que quizás el rock, una tienda de discos de espíritu adolescente y que no avanza, e incluso, escuchar música que la gente “importante” no conoce, sean señales de que debe cambiar. De que debe de olvidar que no habrá más cintas grabadas, más primeras listas de discos. Que el problema quizás sea que Laura ha cambiado, y él no. Pero antes de eso, tiene que asegurarse que el pasado nunca fue mejor que el presente, tendrá que volver a esos primeros discos, a los días de parque, de instituto, y de relaciones fallidas.

Rob recurrirá a esa lista de ex que marcaron su vida y se empeñará en un reencuentro con ellas, puesto que necesita saber qué pasó, cómo están ellas ahora, que queda del Rob que fue abandonado en un parque o del que no era lo suficientemente artista, si ellas han acabado con alguien mejor, si están solas, si lo echan de menos alguna vez… preguntas que todos nos hemos hecho cuando nuestra vida amorosa llega a un impás serio. Se preguntará si seguir grabando cintas recopilatorias para las chicas, sigue siendo lo que quiere hacer. Y que quizás cambiar no es sinónimo de traicionarse, sino de madurar, manteniendo la esencia.

La música define a Rob en una primera etapa y después pasa a ser su hobby y su manutención, despertando así a la vida adulta, pero siendo capaz de reconocerse a sí mismo. Decide dar un impulso a su negocio, decide que no habrá más cintas para chicas que acaba de conocer, y que no va a juzgar a la gente por la música que no conocen y él cree que deberían conocer.

La música define aquí una actitud cultural, la del ser libre y puro, sin contaminar, que se mueve por emociones. Y eso es lo que conquista de Rob, es un patoso, un torpe, un pagafantas algunas veces, un capullo integral la mayor parte del tiempo, pero es nuestro capullo integral, es más, nosotros somos ese capullo integral. Y todos queremos crecer, queremos cosas buenas, bonitas, y salvajes, pero también queremos calor, una cocina, alguien que nos cocine, que nos cuide cuando estamos enfermos. Queremos rock, queremos actitud, pero también queremos llegar a casa y pensar: «mira, está sonando nuestra canción, aquella que sonaba cuando nos conocimos». Queremos incluso llegar a estar en casa, tirados en el sofá, y dejar de escucharla, porque, hay tanto y tanto por decir.

La obra en la BUZ:

Puedes solicitar en préstamo esta obra en nuestro catálogo de la biblioteca:

High Fidelity / Nick Hornby

Y también puedes ver la versión cinematográfica que Stephen Frears dirigió en el año 2000:

Alta fidelidad [película] / dirigida por Stephen Frears

biblioresenas“Biblioreseñas : No leas mañana lo que puedes leer hoy”.
Nuestra compañera Laura Bordonaba realiza un viaje a los fondos literarios de la BUZ para atraernos a su lectura; si puede ser hoy, antes que mañana. Si te gusta su propuesta, te indicamos cómo localizar la obra en nuestro catálogo.