La Biblioteca de la Universidad de Zaragoza incrementa su patrimonio bibliográfico con una nueva adquisición

(Informa: Paz Miranda, Directora de la Biblioteca General. Universidad de Zaragoza)

La Biblioteca de la Universidad de Zaragoza ha adquirido una obra de Ignacio Jordán de Asso, coincidiendo con la conmemoración del bicentenario de su fallecimiento, el 21 de mayo de 1814. (Ver además la noticia sobre la Exposición bibliográfica Ignacio de Asso, el espíritu Ilustrado, organizada por la Biblioteca y abierta al público hasta el 30 de junio)

Se trata de:

Cartas Eruditas de algunos literatos españoles / publicalas D. Melchor de Azagra

Madrid : por D. Joachim Ibarra… , 1775

Siguiendo el estilo de otros intelectuales del siglo XVIII, como Feijoo o Mayans, Asso editó también su colección de cartas eruditas. Forman un conjunto de 28 cartas, en su mayoría recibidas por el arzobispo de Tarragona Antonio Agustín, que Asso localizó en el convento de Carmelitas Descalzos de Barcelona.

Estas cartas aportan informaciones curiosas sobre literatura, arqueología o historia eclesiástica. Entre los firmantes se encuentran hombres de letras relevantes en el entorno humanista del siglo XVI, como es el caso de Jerónimo Zurita o Jerónimo Blancas.

Según cuenta el propio Asso en la introducción “el beneficio público acreedor a la conservación de tan preciosos excritos me ha determinado a publicarlos, …”

La obra fue firmada bajo el seudónimo «Melchor de Azagra». La noticia de su verdadero autor se debe a Juan Sempere y Guarinos, quien incluyó la reseña de la obra en su Ensayo de una Biblioteca española de los mejores escritores del Reynado de Carlos III.

Es una edición de pequeño formato (8º), y buena calidad tipográfica, como corresponde a una obra salida de los talleres de Joaquín Ibarra, el impresor español del siglo XVIII de mayor renombre.

El único ejemplar conocido de esta obra en una institución pública aragonesa se encontraba en la Biblioteca Pública de Huesca. A partir de ahora se sumará el ejemplar de la Universidad de Zaragoza. Con esta adquisición la Biblioteca hace patente su firme compromiso, en la medida de sus posibilidades, por la salvaguarda y recuperación del patrimonio bibliográfico aragonés.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*